Categorías

Hotel Carrís Porto Ribeira

Este hotel de 4 estrellas está situado en el centro histórico de Oporto, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, en un edificio histórico reformado, ubicado en el barrio de la Ribeira y con vistas al río Duero. Se encuentra a solo 5 minutos a pie de la estación de São Bento y a 20 minutos en coche del aeropuerto de Oporto.

053575-1

Dispone de conexión Wi-Fi gratuita y elegantes habitaciones con TV de pantalla plana y minibar, con climatización y suelo de madera. Los baños están equipados con secador de pelo y artículos de aseo.

_3190293-2

Ofrece un variado desayuno bufé en el que el cliente podrá disfrutar de una variada gama de productos de alta calidad. Su restaurante “ Forno Velho” está ceñido a la tradición de la región. Ofrece una cocina portuguesa que conserva los  sabores, aromas y recetarios de las abuelas pero con unas pinceladas renovadas para que lo clásico y lo moderno vayan cogidos de la mano.

_3190359-1

Sus huéspedes podrán disfrutar del gimnasio del hotel, salir a descubrir Oporto a pie, hacer un crucero por el río Duero, visitar alguna de las bodegas de vino de Oporto, dar una vuelta en bus turístico o visitar el Centro de Congresos de la Alfándega de Oporto, muy cerca del hotel. Otros sitios de interés que merece la pena conocer en la visita a Oporto son el Palacio da Bolsa, la Catedral de Porto, la Torre dos Clérigos, el Museo del Vino de Oporto, la Casa de Serralves, famosa por su estilo “Art Decó” y la Casa do Infante.

Oporto es también conocida como la “ciudad de los puentes” y sin lugar a duda los puentes sobre el río Duero son uno de los grandes atractivos de esta ciudad del norte de Portugal.La magia de Oporto reside en las calles empinadas de su casco histórico, en el paseo por la ribera del río o en la degustación de su popular vino dulce en las bodegas abiertas al público. Es una de las ciudades más antiguas de Europa y así lo ponen de manifiesto los edificios que forman la parte antigua de la ciudad declarada Patrimonio Mundial por la Unesco. Además es una ciudad vibrante que ofrece al visitante cientos de opciones culturales. Aquí te dejamos una reseña de aquellos lugares que no debes perderte en tu visita a Oporto:

053578-1
Casa do Infante. Construida originariamente en el año 1325, la Casa do Infante adquirió este nombre al nacer en ella Enrique el Navegante, una de las figuras más importantes del inicio de la Era de los Descubrimientos. Esta casa, que fue la residencia donde se alojaban las visitas oficiales de la casa real, es hoy en día un pequeño museo donde se exponen restos de excavaciones arqueológicas y los suelos de mosaicos que una vez compusieron este edificio, ya que fue reconstruido y ampliado en varias épocas. La Casa do Infante se encuentra muy próxima al cauce del río Duero, en la zona de Ribeira.

Estação de S. Bento. La Estación de Trenes de San Bento fue construida a principios del Siglo IX sobre los restos del antiguo convento de San Bento del Ave María y aún conserva ese aire melancólico y antiguo que caracteriza la ciudad de Oporto. Aunque ya de entrada su fachada es señorial, la verdadera joya se encuentra en su interior: un hall decorado con más de 20.000 azulejos en los que se retrata la historia de Portugal.

053674-1

Palácio de la Bolsa. El edificio del Palacio de la Bolsa de Oporto, sede de la Asociación Comercial de Oporto, se encuentra situado en pleno centro histórico de la ciudad. El Palacio de la Bolsa fue construido sobre las ruinas del convento de los franciscanos que se destruyó en un incendio. Su construcción comenzó en 1842 y pasó casi medio siglo hasta su inauguración en el año 1891. En el interior de este edificio Neoclásico, calificado como Monumento Nacional, encontraréis en un primer momento el gran patio central, o Patio de las Naciones, cubierto por una estructura de vidrio que deja entrar una gran cantidad de luz en el palacio.

La Catedral de Porto. Construida en la parte más alta de la ciudad, la Catedral de la Sé de Oporto es el edificio religioso más importante de Oporto. La catedral está situada en el barrio de Batalha, junto a las murallas que tiempo atrás protegieron la ciudad. El exterior del edificio tiene un aspecto de fortaleza con almenas. La construcción de la catedral comenzó en el siglo XII y, a lo largo de su historia, ha sufrido muchas reconstrucciones, por lo que presenta diferentes estilos. La mayor parte de la catedral es barroca, aunque la estructura de la fachada y el cuerpo de la iglesia son románicos, y el claustro y la capilla de San Juan Evangelista son de estilo gótico.

053626-2

Torre Pitões. Esta torre se sitúa en el barrio de Batalha, en la zona alta de la ciudad, muy cerca de la Catedral y de la Fuente de Escura, al comienzo de la C/ San Sebastián. Se la conoce como “torre de la ciudad” ya que en ella tuvo la sede el Gabinete de Historia de la Ciudad hasta 1960. Es una torre medieval de dos pisos, de planta cuadrangular, que fue descubierta en los años 40 por las excavaciones realizadas en el entorno de la plaza de la Catedral, y restaurada según proyecto del arquitecto Rogério de Azevedo. Lo más destacable es el balcón de piedra de estilo gótico que hay en uno de sus muros. En estas excavaciones se encontraron también las ruinas del antiguo Ayuntamiento, junto a la torre.

Museo Nacional de Soares Dos Reis. Con más de dos siglos de antigüedad, el Museo Soares dos Reis es el museo público más antiguo de Portugal. En las diferentes salas del museo podréis ver grabados, mobiliario, cerámica y vidrios; sin embargo, la parte más importante del museo son las colecciones de pintura y escultura, entre las que destaca la obra del escultor portugués António Soares dos Reis que da nombre al museo.

Iglesia y Torre dos Clérigos.  La Iglesia de los Clérigos fue construida entre 1735 y 1748 en un estilo barroco. Está coronada por la Torre de los Clérigos que es uno de los monumentos más emblemáticos de la ciudad. Este conjunto monumental del Siglo XVIII fue construido por la hermandad de los Clérigos Pobres en el casco antiguo de la ciudad de Oporto, en el lugar que se conoce como “el cerro de los ahorcados”, ya que es el lugar donde se enterraba a los ajusticiados. La Torre de los Clérigos es la torre más alta de Portugal; sus 76 metros de altura y los más de 200 escalones dan acceso a una privilegiada vista panorámica de Oporto.En la subida a la torre os encontraréis con 49 campanas que forman un gran carillón de concierto que os darán un buen susto si suenan a vuestro paso. Una vez arriba, todo el esfuerzo habrá valido la pena porque podréis disfrutar de unas magníficas vistas de la ciudad de Oporto y tomar buenas fotos.

053874-2

Iglesia de San Francisco. Los frailes franciscanos comenzaron a construir la Iglesia de San Francisco en el año 1245. Más tarde tuvo que ser reformada tras el incendio que destruyó el antiguo claustro y parte de la iglesia. Aunque los orígenes de esta iglesia son románicos, posteriormente fue transformada al estilo gótico y más tarde adquirió decoración barroca.El interior tiene tres naves revestidas con tallas doradas, en las que se cree que se emplearon más de 300 kilos de polvo de oro. Tanto es el oro que reviste la iglesia que, años atrás, fue cerrada al culto por ser demasiado ostentosa para la pobreza que la rodeaba.

La Iglesia de San Lorenzo dos Grilos comenzó a construirse en el siglo XVI pero no se vio terminada hasta el siglo XVIII. Aunque es una iglesia que no destaca por su tamaño, su sencillez hace que sea una visita agradable ya que, a diferencia de la mayoría de las iglesias de Oporto, siempre decoradas de forma excesiva, la Iglesia de los Grilos tiene las paredes prácticamente desnudas, dejando a la vista la gran cantidad de piedras que componen la iglesia.

La Casa da Música es una sala de conciertos que inició su construcción en 1999 para incluirla en el proyecto “Oporto 2001; Capital Europea de la Cultura”. Su construcción se retrasó y no fue terminada hasta el año 2005. La Casa de la Música está ubicada en el centro del barrio Boavista, junto a la Plaza de Alburquerque. Ésta es una gran plaza llena de jardines y rincones en los que relajarse.

Los jardines del Palacio de Cristal se encuentran en la parte alta de Oporto y forman un espacio verde muy agradable desde el que se puede disfrutar, con unas vistas privilegiadas, de la desembocadura del río Duero en el Océano Atlántico.En los jardines podréis visitar varias zonas temáticas como el jardín de las plantas aromáticas, el de las plantas medicinales, el jardín de los sentimientos, el jardín de las rosas o el bosque.

053842-1

El Museo do carro eléctrico se encuentra situado en la antigua Central termo-eléctrica de Massarelos, en el barrio de Miragia. En este museo podréis ver varias máquinas de tranvía restauradas, una exposición de uniformes originales y muchas fotografías de los conductores de tranvía que trabajaron en la compañía de transportes de la ciudad. Lo más interesante del museo son algunas réplicas de tranvías de diferentes épocas comenzando por el más antiguo y a la vez el más curioso; data de 1872 y era un tranvía de tracción animal.

El Museo Romántico de Oporto es la casa donde pasó sus últimos días de exilio el Rey Carlos Alberto de Cerdeña hasta su fallecimiento en 1843, víctima de la tuberculosis. En su memoria se reconstruyeron algunas habitaciones de la casa que son las que se recorren en la visita al museo. El Museo Romántico es la fiel reproducción de una residencia burguesa del S.XIX. Su interior posee un encanto particular con sus estancias decoradas con lienzos y muebles de la época. Podréis visitar gran parte de las habitaciones de la casa, entre las que destacan su gran salón, una pequeña capilla y la habitación donde murió el rey.

El Museo Guerra Junqueiro está situado en el pintoresco barrio de la Catedral. Esta casa del siglo XVIII realizada en estilo barroco perteneció al poeta Guerra Junqueiro, quien reunió a lo largo de su vida una bonita colección de muebles, orfebrería y platería portuguesa. En el museo también podréis ver otros objetos como algunas joyas, esculturas, figuras de cerámica, vidrio y metal. La planta de arriba del museo es algo más interesante que la de abajo, aunque lo único que de verdad merece la pena ver es la fachada de la casa.

Librería Lello e Irmao. Situada en pleno centro de Oporto, cerca de la Torre de los Clérigos, se encuentra la que está considerada como la librería más bella de Europa. Un edificio de estilo neogótico construido en 1906 alberga la Librería Lello e Irmao. En su interior, multitud de detalles antiguos consiguen un ambiente capaz de transportaros cien años atrás. Sus enormes estanterías de madera llenas de libros llegan hasta el techo y una preciosa escalera de madera labrada reina en el centro del local, mientras, la vidriera del techo proyecta luz natural dando vida a este escenario sin igual.

La Plaza de la Libertad (Praça da Liberdade) es la plaza más importante de Oporto y comunica el Oporto antiguo y el moderno. La plaza se encuentra ubicada en el centro de la ciudad, a escasa distancia de la Torre de los Clérigos y la Estación de San Bento. En el centro de la plaza destaca la estatua ecuestre del rey Pedro IV, un monumento de diez metros de altura hecho en bronce en el año 1862. En la escultura el monarca muestra la Carta Constitucional al pueblo.

053686-2

Localización


Ver Oporto en un mapa más grande



Contacta con esta empresa




Deja tu Comentario

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>