Categorías

Las comarcas del Condado y Paradanta, al sur de la provincia de Pontevedra, componen ese territorio donde todo está a mano sin recorrer grandes distancias. Gastronomía, senderismo, cultura, historia, deporte, ocio: un mundo entero para disfrutar desde el desayuno hasta que el cuerpo aguante.

Desde aquí arriba contemplo el horizonte mientras atardece. No me imagino una forma mejor de poner un punto y seguido a este día que no sea mostrando los infinitos encantos de esta ciudad a mi compañero de viaje. Venir desde Barcelona, a más de mil kilómetros de distancia, ha merecido la pena. Incluso cuando ya no es mi primera...

En el siglo XVII, los tomiñenses recurrieron a la construcción de un fuerte para defender sus tierras de los vecinos de Portugal. Esta fortaleza y castillo servía a los de la parroquia de Goián para mantener vigilada la playa de Vila Nova de Cerveira, ubicada en la otra orilla del río Miño. Hoy se conservan en pie los muros...

Aquí, en Pena Corneira, se levantaba allá por la Edad Media una fortaleza que perteneció a Airas Pérez, uno de los caballeros más temerarios de Galicia, que osó retener entre sus muros al mismísimo heredero del trono castellano, el futuro Alfonso VII. ¿Todavía no conoces este hechicero lugar? Pues déjame que te cuente...

Junto a la ermita y al castro de esta playa sanxenxina se encuentra también la torre de A Lanzada, vestigio de un castillo construido en el año 960 para defender el suelo de Santiago del ataque de los gentiles.

Galicia no se cansa de ser maravillosa. Y lo es los 365 días del año, ya sea cubierta de nubes o con esos cálidos rayos de sol que sacan los colores a lo mejor de su vegetación.

Torre del Homenaje, de la antigua fortaleza medieval sólo se conserva hoy en día esta majestuosa torre de planta cuadrada con fuertes muros de piedra y ventanas enrejadas. En la actualidad alberga el Museo Etnográfico de Viana y una sala de exposiciones. Fue declarado Monumento Histórico Artístico en 1949.

Castillo de O Bolo, fortaleza que data del S.XV, de la que se conserva una torre de planta cuadrada y 18 metros de altura conocida como la Torre del Homenaje. Fue reedificada por Don Juan Pimentel.